Image Image Image Image Image
/ /
Scroll to Top

Para o Topo.E

Experiencias

La Colmena y la “radio de la esperanza”: un barrio unido para romper el silencioLa Colmena y la “radio de la esperanza”: un barrio unido para romper el silencioLa Colmena y la “radio de la esperanza”: un barrio unido para romper el silencioLa Colmena y la “radio de la esperanza”: un barrio unido para romper el silencio

Por IberCultura

En24, Sep 2015 | En | PorIberCultura

La Colmena y la “radio de la esperanza”: un barrio unido para romper el silencio

En la región metropolitana de Buenos Aires – más específicamente en Villa Hidalgo, José León Suárez, partido de San Martín –, hay una radio que no solamente dice, sino también hace, que no sólo denuncia situaciones de violación de derechos, sino que también anuncia las buenas nuevas, las buenas experiencias. ¿Su lema? “FM Reconquista, para volver a creer y hacer más fuerte la esperanza.”

En el aire desde 1988 la “radio de la esperanza”, gestionada por la Asociación Civil de Mujeres La Colmena, es una de las organizaciones que surgieron del Centro de Comunicación Popular Renaciendo, creado por un grupo de vecinos en 1982, 1983, cuando Argentina empezaba a despertar de la pesadilla de la dictadura militar.

El Centro de Comunicación Popular Renaciendo surgió con el intento de dar voz a quienes habían estado silenciados por tanto tiempo, con la propuesta de hacer de la comunicación comunitaria una herramienta para que las organizaciones y el barrio pudieran expresarse auténtica y libremente, siendo dueños y protagonistas de sus propios mensajes.

Comenzó como una organización territorial, donde se incluía a propietarios y no propietarios (“villeros”) para llevar adelante tareas propias del desarrollo local, como la titularidad de las tierras, la creación de escuelas, la provisión de agua potable, luz eléctrica, construcción de veredas, cruce de calles, etc.

FMReconquistaSimultáneamente vino la propuesta cultural “como un puente que entrelaza vidas, sueños, experiencias de las provincias de origen de cada uno de sus habitantes”, como dice Margarita Palacio, dirigente de la Asociación de Mujeres La Colmena.

Surgieron, entonces, el teatro callejero, los músicos locales, los audiovisuales, hechos en diapositivas y musicalizados y editados con cinta de grabación, el grupo de lectura crítica de medios, el grupo de fotografía y cine super 8 mm, la revista barrial.

La Revista Renaciendo, que llegó a tener un tiraje de 2000 ejemplares vendidos casa por casa, megáfono en mano, anunció en sus últimos números la puesta en el aire de FM Reconquista en 1988. Dos años después, en 1990, las mujeres reunidas, reclamando su lugar, se constituyeron jurídicamente como organización con La Asociación de Mujeres La Colmena.

Derechos

La Colmena tiene como misión trabajar por la promoción integral de los derechos de las mujeres y sus familias a través del desarrollo de estrategias de inclusión educativa, política, económica y social, basadas en el respeto a la cultura del trabajo, al medioambiente y a los derechos de los niños y adolescentes desde una perspectiva de género.

mateandojuntas

“Mateando juntas”, uno de los programas de FM Reconquista, conducido por mujeres de la asociación La Colmena

La radio coordina un espacio en red constituido por 30 organizaciones sociales y comunitarias del territorio, que conforman la Red Comunicacional y Social Reconquista. Uno de sus programas se llama “Mateando juntas”. Producido y conducido por las mujeres de la asociación, tiene como temática central la cuestión de género, pero también trata de cosas que conciernen al barrio. Otro programa es “Hagan correr la voz”, que realiza transmisiones en vivo de las actividades que se llevan a cabo en la villa.        

Actualmente La Colmena gestiona la Casa del Niño, con 170 niños de 6 a 12 años, un grupo de 160 adolescentes que comparten talleres de reflexión, paseos y capacitaciones, una orquesta juvenil conformada por 45 integrantes, un comedor social infantil con más de 720 comensales, un jardín maternal y de infantes, con 340 niños y niñas.

lacolmena-vacaciones

Colonias de vacaciones y paseos con los niños también están entre las actividades de la asociación

Además de una colonia de vacaciones, brinda diversos talleres. Para los niños y jóvenes hay talleres de teatro, cine, danza, música, informatica y deportes, entre otros. La asociación también ofrece capacitación en microemprendimientos, formulación de proyectos, desarrollo de huerta orgánica, talleres sobre violencia, maltrato infantil y abuso, prevención de adicciones, capacitación, asesoramiento, primera escucha y derivación, asistencia y acompañamiento hacia centros especializados.

Décadas de lucha

“En los 80 el deseo de los argentinos, por lo menos en su mayoría, era respirar el aire puro de la democracia luego de la sangrienta dictadura. La primera década fue de reacomodamiento de metas dejadas de lado por el golpe militar”, comenta Margarita Palacio. “En los 90 surge el ‘todo vale’,se profundiza la destrucción de la industria nacional y el pensamiento y acción de los argentinos se adormece.”

A  partir de este marco histórico la experiencia de comunicación comunitaria, educación popular y reconstrucción de cultura identitaria se fortaleció, llevando adelante el lema “Para volver a creer y hacer más fuerte la esperanza”. Según Margarita “porque había que volver a creer en nosotros unidos, organizados como un colectivo local, luchando por sus necesidades y sueños”.

“Hoy, mirando a la distancia podemos afirmar que el desarrollo de nuestra propuesta comunicacional, cultural y popular fue de la mano del desarrollo local. Y decimos que nuestra radio no es una radio que dice solamente, sino también que hace, ya que sus miembros integran distintas organizaciones que trabajan incansablemente al servicio de las comunidades.”

 

Tres preguntas para Margarita Palacio

1. Ustedes crecieron bastante en esos años. Cuando empezaron las actividades ¿ imaginaban que sería así?

El grupo fundador de esta experiencia, en su mayoría, venía con saberes y vivencias previas, realizadas en épocas anteriores con mucho compromiso. Sumado a esta cuestión, algunos de nuestro grupo veníamos capacitándonos e intercambiando experiencias con muchos grupos de Latinoamérica, ya que estábamos cursando en el año 1983, 1984, 1985 y hasta los 90 en el Centro de Comunicación Educativa La Crujia, quienes nos pusieron en contacto con experiencias de comunicación y educación popular muy importantes en Centro América y Latinoamérica. Desarrollábamos planes y proyectos con perspectivas a corto, mediano y largo plazo, buscando recursos financieros y formando y fortaleciendo recursos humanos, con la creatividad de aplicarlos al territorio urbano empobrecido.


2. Se construyó y equipó una sala para grabación cuando se sumó la asociación como Punto de Cultura en 2011. ¿Algo más cambió con el Punto de Cultura?

margarita

Margarita es una de las dirigentes de la asociación

La sala de grabación fue construida con recursos de Puntos de Cultura, como así también parte del equipamiento. El equipamiento restante fue obtenido mediante otros recursos. Y sí, cambió mucho, ya que pudimos destinar un espacio exclusivamente para la comunidad y no sólo para los integrantes de la Radio. Los programas de radio pudieron grabar allí sus spots, sus cortinas, editar sus entrevistas pero también la comunidad: la orquesta juvenil pudo grabar sus canciones, los jóvenes de otras localidades pudieron grabar sus demos o ensayar previo a una actuación. Tal vez en medio de tantas necesidades, inundaciones, desempleo, etc, podría parecer algo innecesario, pero nosotros decimos que hay un pan que nos provee alimento a nuestro cuerpo y también debe existir necesariamente ese otro pan, que es el pan del alma, que no es otra cosa que la puesta en valor de la cultura, comunicación y educación popular.

 

3.¿La experiencia ha valido la pena?

Sí, nos sentimos orgullosos y orgullosas de lo realizado. Sentimos que cada vez tenemos que seguir ofreciendo más posibilidades. En estos momentos estamos transitando los primeros pasos del lenguaje más profesional audiovisual. Puntos de Cultura, en su segunda etapa, nos ha provisto de una buena cámara filmadora. Y allá vamos con el mismo empuje, iniciando una nueva mirada para estos tiempos, pero como en este caso somos “nuevos”, con la humildad de quien inicia un nuevo recorrido, pusimos en marcha “Crecer desde el pie”. Desde abajo, con los sólidos cimientos de nuestra experiencia anterior, con el deseo de capacitarnos en este nuevo lenguaje, con las nuevas estéticas del momento, tratando o soñando con producir nuevos contenidos, propios, que partan del mismo corazón de nuestras comunidades.

Sepa más:

http://www.fmreconquista.org.ar/

https://www.facebook.com/lacolme

 

(**Texto publicado el 24 de septiembre de 2015)